1. Conocidos por Dios

El verbo conocer es uno de los más subjetivos que hay. Porque va desde conocer a una persona simplemente por el nombre, hasta conocer a una mujer mediante una relación íntima matrimonial, como lo dice Génesis 24:16 hablando de Rebeca la futura esposa de Isaac, y en muchas otras partes.
¿Qué tiene que ver la relación sexual con lo espiritual?
Mucho, porque la relación íntima matrimonial es una expresión física de lo que es la relación entre Jesucristo y el creyente (su Esposa).
Ahora, cuando se habla de esposa, nos gusta pensar que se refiere a la Iglesia porque nos hace sentir incluidos y confiados de que vamos a estar en las Bodas del Cordero todos los que asistimos regularmente a la iglesia.
Pero realmente Jesucristo no se refiere a su esposa como a una organización o a una congregación, sino al estado espiritual de CADA creyente.
A través del libro de Cantares este mensaje trae una revelación poderosa para todo creyente que quiere un día estar en las Bodas del Cordero, como la Esposa de Jesucristo.